martes, julio 03, 2018

Prensa México Martes 3 de Julio 2018

 REFORMA

Pierde PRI hasta en... Atlacomulco

En elecciones del domingo, PRI perdió hasta en Atlacomulco, tierra de EPN; el partido sólo ganó un escaño en Senado y 15 de 300 distritos.En los comicios del pasado domingo, el PRI perdió hasta en Atlacomulco, tierra del Presidente Enrique Peña Nieto y cuna del hasta ahora grupo político en el poder.El Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) daba al candidato presidencial José Antonio Meade (PRI-PVEM-PANAL) el 16.3 por ciento de los votos, sin que haya podido triunfar en un estado y ubicándose en tercer lugar en al menos 18 entidades.Con el 93.56 por ciento de las actas computadas, el PREP le dio a Meade 36 puntos menos que al virtual ganador, Andrés Manuel López Obrador.Pero además de perder la Presidencia de la República, el tricolor no pudo retener las gubernaturas de Jalisco y Yucatán, que fueron 2 de las 9 entidades en disputa, ni tampoco logró conservar las curules y los escaños que tenía en el Congreso.En el Congreso federal el tricolor se perfila como la tercera fuerza política, por detrás de las coaliciones Juntos Haremos Historia y Por México al FrenteEn las candidaturas al Senado, el PRI sólo ganó una fórmula por mayoría en todo el País, la de Yucatán, integrada por Jorge Carlos Ramírez Marín y Verónica Noemí Camino.Los conteos preliminares indican que Morena también superó a la hija del ex presidente del tricolor, Sylvana Beltrones, quien buscaba el Senado.


EL UNIVERSAL

Morena gobernará a 56 millones de mexicanos

En estos comicios, los más grandes en la historia del país, al concurrir elección federal y locales en 30 estados, se disputaron 3 mil 223 puestos de elección popular.Morena obtuvo este domingo una victoria extraordinaria en cinco entidades: Veracruz, Chiapas, Morelos, Tabasco y Ciudad de México, donde habitan 26 millones 895 mil 587 personas, y en 252 ayuntamientos en el resto del país, que concentran 29 millones 741 mil 142 pobladores, lo que significa que gobernará a 56 millones 636 mil 729 mexicanos, 47% de la población nacional, de acuerdo con cifras de Conapo y la Encuesta intercensal 2015.En estos comicios, los más grandes en la historia del país, al concurrir elección federal y locales en 30 estados, se disputaron 3 mil 223 puestos de elección popular, y el partido de Andrés Manuel López Obrador —quien es virtual presidente de México— se levantó también con nueve capitales: La Paz, Baja California Sur; Morelia, Michoacán; Othón P. Blanco (Chetumal), Quintana Roo; Hermosillo, Sonora; Culiacán, Sinaloa, y Toluca, Estado de México, además de Oaxaca, Puebla y Zacatecas.

MILENIO

Acepta gobierno revisar los contratos en sector energía

Carlos Urzúa, próximo secretario de Hacienda y Crédito Público en la administración de Andrés Manuel López Obrador, envió un "mensaje tranquilizador" a los inversionistas al señalar que el nuevo gobierno "se compromete a mantener finanzas públicas sanas y los fundamentales macroeconómicos", con un tipo de cambio flexible y una "deuda responsable".Mientras la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), en un comunicado, aceptó la revisión de los 107 contratos que se han firmado derivados de la reforma energética.El economista anunció que participará en la preparación del Presupuesto de Egresos 2019 "desde el principio" para establecer las prioridades del nuevo gobierno con la liberación de recursos a favor de proyectos de infraestructura y programas sociales, en especial para duplicar las pensiones de personas mayores y la población nini; que espera el apoyo del gobierno de Enrique Peña Nieto para renovar la línea de crédito flexible con el FMI por más de 88 mil millones de dólares, y que se creará un entorno de inversión "muy propicio" para nacionales y extranjeros.En conferencia telefónica con diversos inversionistas, analizada por Gabriel Casillas y Delia Paredes, director general adjunto de Análisis Económico y Bursátil y directora ejecutiva  de Análisis Económico, respectivamente, del Grupo Financiero Banorte, señaló que "el primer presupuesto se apegará" a los estimados macroeconómicos enviados al Congreso en abril pasado por Hacienda con una estimación del PIB de 2.5 y 3.5 por ciento para 2019, un balance fiscal sin inversión de "cero" y una inflación de 3 por ciento.


EXCELSIOR

México se tiñe de guinda; Morena conquista congresos

El país se pintó con los colores de Morena, el partido que llevó a Andrés Manuel López Obrador a la Presidencia.Al concluir anoche el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia tuvo mayoría de votos en 31 de las 32 entidades federativas. Sólo Guanajuato se resistió a la ola guinda.El PREP confirmó la ventaja de López Obrador, quien obtuvo 52.9% de los votos.Del total de cargos de elección popular disputados en 30 entidades, 58.7% fue para Morena.En la Cámara de Diputados, este partido y sus aliados de la coalición Juntos Haremos Historia (PT y PES) contarán con 303 curules, por 140 de la coalición por México al Frente  (PAN-PRD-MC) y  63 de Todos por México (PRI-PVEM-NA). En el Senado, la alianza vencedora tendrá 70 espacios; el Frente, 38 y Todos por México, 20.Esta es la primera ocasión en 24 años que un Presidente de México contará con mayoría en el Poder Legislativo.En congresos locales, Morena obtuvo mayoría en 12 de los 27 elegidos; incluso en bastiones priistas como Colima, Hidalgo y el Estado de México, y desbancó también al PRD en la Ciudad de México, mandándolo al tercer lugar.En el Congreso, mayoría absoluta; Morena aumenta a 303 sus diputaciones.La alianza Por México al Frente ha acumulado hasta ahora 140 diputaciones.Andrés Manuel López Obrador será el primer Presidente de la República en 24 años que tendrá un Congreso de la Unión con mayoría absoluta, pues desde el nacimiento de los contrapesos políticos con un Poder Legislativo plural, en 1997, ningún mandatario federal de la era de la  alternancia federal había logrado el llamado carro completo que en 1994 tuvo Ernesto Zedillo.


La crisis por la que atraviesa el PRD lo puso cerca de perder su registro a nivel nacional. Sin un candidato emanado de sus filas, alcanzó solo el 2.8 por ciento (corte a hoy, 5:30 de la tarde) en la elección de Presidente de la República, pero los porcentajes alcanzados por sus candidatos a diputados y senadores lo salvó: 5.35 y 5.36 por ciento, respectivamente.Lejos quedaron los 5 millones 852 mil votos (16.59 por ciento del total) que el partido del Sol Azteca logró en el segundo intento de Cuauhtémoc Cárdenas por llegar a la Presidencia, y aún más remotos, los 9 millones 720 mil votos que generó con Andrés Manuel López Obrador como candidato en 2012.En septiembre de 2012, cuando anunció su renuncia a ese partido, entonces encabezado por Jesús Zambrano Grijalva, el mismo López Obrador lanzó una advertencia a los líderes que controlaban el Sol Azteca: "Se van a quedar con el cascarón". Hoy, las cifras dan la razón al tabasqueño.Luego de la firma del Pacto por México en diciembre de 2012, su alianza con la derecha en estados y a nivel federal, y un alud de renuncias de líderes históricos, el Sol Azteca perdió tres de sus bastiones políticos: la Ciudad de México, luego de 21 años de victorias; Tabasco y Morelos. Le quedan Michoacán –cuyo Gobernador Silvano Aureoles apoyó al candidato presidencial del PRI, José Antonio Meade Kuribreña– y Quintana Roo, que gobierna en alianza con el PAN. El Partido de la Revolución Democrática (PRD) alcanzó solo 1 millón 300 mil votos de los mexicanos a nivel nacional en la elección presidencial (el 2.87 por ciento), un resultado muy parecido de los votos nulos emitidos este 1 de julio (2.73 por ciento) y con el que estuvo apunto de perder su registro, si no es porque sus candidatos al Congreso de la Unión lograron atraer a más del 3 por ciento del electorado."Morena no es nada sin [Andrés Manuel] López Obrador […], pero así lo decidió la gente", dijo esta mañana Jesús Zambrano Grijalva, uno de "Los Chuchos" en MVS Noticias. Reconoció que no les fue bien por lo que implica para ellos un proceso de "revisión profunda".


La pelea interna en el PRI, luego de su estrepitosa derrota, comenzó a manifestarse desde el día siguiente a la votación.Mientras la corriente Democracia Interna, que encabeza el exgobernador Ulises Ruiz, volvió a pedir la renuncia de la dirigencia para que se convoque a una asamblea nacional, el presidente del partido, René Juárez Cisneros, dijo que no es tiempo de dividir.El guerrerense se reunió este martes al mediodía con líderes parlamentarios, dirigentes de los sectores y de organizaciones, así como del Comité Ejecutivo Nacional. Ahí pidió fortalecer la unidad partidista, reflexionar y reencontrarse con la militancia y los ciudadanos."No es momento para dividir", dijo en el cónclave realizado en la sede nacional, luego de que ayer el expresidente del partido, César Augusto Santiago, demandó un ajuste de cuentas al dirigente anterior Enrique Ochoa Reza y su sucesor, así como al excandidato presidencial, José Antonio Meade, y a su coordinador de campaña, Aurelio Nuño.Por su parte, la corriente Democracia Interna difundió un nuevo comunicado en el que acusa al presidente Enrique Peña Nieto, a su grupo encabezado por Aurelio Nuño, así como a la dirigencia priista, de haber cometido los errores que llevaron a la derrota el pasado domingo."El presidente Peña y sus funcionarios de primer nivel en el gobierno, principalmente quienes han estado encargados del combate a la inseguridad, a la pobreza y quienes cometieron actos de corrupción o quienes se debieron dedicar a erradicarla, son responsables en gran medida del resultado electoral", aseguró.Luego, la corriente encabezada por Ulises Ruiz exigió "que así lo asuman para que no pretendan influir en la reconstrucción del partido, entienda que no tienen cabida en la reconstrucción del PRI. Ocúpense mejor de entregar ordenadamente el gobierno y las dependencias y entidades que están a su cargo".


De acuerdo con los resultados del PREP, la Cámara de Diputados podría quedar conformada por 245 mujeres y 254 hombres; en el Senado, 32-32 de mayoría relativa.Tras las elecciones del pasado 1 de julio, por primera ocasión en la historia de México, tanto la Cámara de Diputados como el Senado tendrán una distribución más equitativa entre diputados y legisladores hombres y mujeres.El Instituto Nacional Electoral informó que el Senado quedará conformado por 32 escaños para mujeres y 32 para hombres por el principio de mayoría relativa; y si se consideran a los elegidos por la primera minoría sumarán 49 mujeres y 47 hombres; mientras que 32 senadurías están pendientes, pues corresponden a la segunda minoría, que se distribuirá según la votación total."Con base en los resultados preliminares, hasta el momento las mujeres están accediendo a un escaño en el Senado de la República con 49 espacios por 47 de los hombres", indicó la autoridad electoral.Los resultados del Programa de Resultados Electorales Preliminares establecen que en la Cámara de Diputados, 144 mujeres (49 por ciento) y 155 hombres (51.7 por ciento) obtuvieron curules por el principio de mayoría relativa.En cuanto a los escaños de representación proporcional, las mujeres alcanzarían 101 espacios y hombres 99, lo que podría traducirse en una diferencia de sólo nueve diputaciones, mientras que hay una más que aún no ha sido definida.De acuerdo con un comunicado del INE, la Cámara de Diputados podría quedar conformada por 245 mujeres y 254 hombres.Asimismo, puntualizó que la virtual conformación que se tiene de los senadores y diputados, es gracias a las medidas implementadas en materia de paridad de género.En la LIX Legislatura (2003-2006) sólo 115 mujeres accedieron a la Cámara Baja, mientras que en la LXIV Legislatura (2018-2021) lo harán 245 mujeres.


La media noche del lunes, durante el segundo discurso de AMLO, después de conocer que las tendencias lo favorecían, pronunció los nombres de quienes integrarán también el equipo de transición. Andrés Manuel López Obrador, ganador de la Presidencia de México, ya prepara la transición del poder con el actual mandatario, Enrique Peña Nieto.Este martes 3 de julio, ambos se reunieron en Palacio Nacional, ahí el abanderado de Morena detalló quiénes integrarán su equipo de transición.En materia económica y financiera estarán a cargo:Carlos Urzúa, Secretaría de Hacienda y Crédito Público. Apoyará también en los temas financieros y económicos en el equipo de transición. Tiene una maestría y un doctorado en Economía por la Universidad de Wisconsin en Estados Unidos. Es miembro de la Academia Mexicana de Ciencias y del Sistema Nacional de Investigadores. Ha publicado ocho libros de economía, tres como autor y cinco como editor. Además, ha hecho investigaciones en política del gasto público, los impuestos y la competencia económica, pero también sobre la pobreza en México.Alfonso Romo, coordinador de la Oficina de la Presidencia. En el equipo de transición se encargará de todo lo relacionado con lo financiero y lo económico. Es el empresario más cercano a Obrador. En la campaña fungió como puente entre el presidente electo y los empresarios. Uno de los últimos emprendimientos de Romo fue Seminis, que llegó a controlar una buena parte del mercado mundial de semillas, y en 2014 pasó a ser propiedad de Monsanto. Es también el creador del formato de tiendas de autoservicio OXXO.Para la atención de los asuntos internacionales estarán a cargo:Héctor Vasconcelos, Secretaría de Relaciones Exteriores. Es hijo de uno de los intelectuales más importantes de México, José Vasconcelos. Estudió la licenciatura en Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales en la Universidad de Harvard y tiene estudios de posgrado en Cambridge y Oxford. Fue cónsul en Boston (Massachusetts) y embajador en Dinamarca, Noruega e Islandia. Vasconcelos estará a cargo de los asuntos internaciones durante el periodo de transición, junto con Marcelo Ebrard.

Tras su reunión con Enrique Peña Nieto, en Palacio Nacional, AMLO, virtual Presidente electo de México, agradeció el comportamiento del actual mandatario durante el proceso electoral, e informó que Mike Pompeo, secretario de Estado de EU, visitará México. En su primera intervención ante los medios de comunicación como virtual Presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador reiteró sus promesas de bajar el sueldo a altos funcionarios de gobierno y convertir la residencia oficial de Los Pinos en un espacio abierto a las artes, además, aseguró que será respetuoso de la administración saliente, la de Enrique Peña Nieto.Tras reunirse con el presidente Enrique Peña Nieto, López Obrador aseguró que el encuentro con el político que lo venció en las elecciones de 2012 se llevó a cabo con respeto.De acuerdo con la visión del tabasqueño, hay intención de parte del Ejecutivo federal para llevar la transición de manera ordenada.El ex jefe de Gobierno de la Ciudad de México consideró que el presidente Peña Nieto se comportó a la altura durante el proceso electoral, y que fue respetuoso durante el proceso.La Reforma Energética, la discusión del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), y los problemas de seguridad, fueron algunos de los temas tratados en la reunión con Peña Nieto, confirmó López Obrador a representantes de los medios de comunicación.De acuerdo con el informe del virtual ganador de los comicios del 1 de julio, es probable que Peña Nieto y el tabasqueño viajen juntos el próximo 24 de julio a Puerto Vallarta, como parte de un evento de Estado.Además, AMLO adelantó que acordó con Donald Trump, presidente de Estados Unidos, que Mike Pompeo, secretario de Estado del país vecino, visite nuestro país.Según la visión del tabasqueño, no necesita seguridad ni guardaespaldas, ya que cuenta con el respaldo de los ciudadanos.AMLO adelantó que el Estado Mayor Presidencial, organización que cuida del Presidente y su familia, no desaparecerá, pero pasará a formar parte de la Secretaría de la Defensa.Tras la campaña, López Obrador volverá a recorrer los 300 distritos del país, a fin de presentar su programa de Gobierno. 


Amplios sectores populares se volcaron a las urnas para llevar a la Presidencia de la República a Andrés Manuel López Obrador, el candidato de la izquierda electoral mexicana. Lo hicieron de manera masiva. Así tenía que ser si querían ver respetada esa voluntad popular.El fraude sí se instrumentó, como en cada elección, pero fue rebasado por una copiosa votación. La participación de millones dejó sin efectos los intentos de volver a robar los comicios, como en 1988, 2006 y, probablemente, 2012. Esta vez el manotazo gubernamental no fue posible.López Obrador asumirá la Presidencia con altas expectativas de un pueblo empobrecido, humillado, explotado, violentado. Dice que no buscará revancha ni venganza. Y aspira a lograr una "cuarta transformación" del país a la altura de las otras tres: la Independencia, la Reforma y la Revolución.La austeridad, el combate a la corrupción y la imparcialidad son sus banderas y los ejes de su programa. Apenas reconocido su triunfo, les habló a los mercados y a los dueños del dinero para tranquilizarlos: no va contra ellos; incluso, mantendrá la "disciplina" financiera y fiscal, la autonomía del Banco de México y les dio garantías de respeto a sus bienes (nada de expropiaciones ni de cancelación de contratos y concesiones).¿Así se logrará la "cuarta transformación" del país? ¿La "honradez" basta para detener el despojo y erradicar las profundas desigualdades? ¿Cómo mejorará la economía y aumentará los salarios de los trabajadores si le garantiza a la burguesía financiera que seguirá controlando los hilos macroeconómicos?Hoy su programa y su equipo presentan graves inconsistencias; al punto, de no saber qué proyecto de país ganó realmente este 1 de julio. Defensores de derechos humanos, ambientalistas, indígenas defensores de sus territorios, sobre todo, la izquierda social, se muestran con poco entusiasmo.Celebran la derrota del fraude y de los grupos políticos que apoyaron a José Antonio Meade y Ricardo Anaya, las dos caras de la derecha neoliberal que por 7 lustros se han regodeado impunemente en los negocios al amparo del poder, el despojo y la explotación de seres humanos y recursos naturales. Pero se muestran cautelosos, incluso preocupados, por el desinterés del hoy presidente electo ante las comunidades rurales (mestizas e indígenas) que resisten a los megaproyectos de minería, parques eólicos, turísticos, carreteros, represas…


LA JORNADA 

Trump: habrá buena relación con López Obrador

El presidente de EU llama al mexicano y abordan temas diversos 
Fue una plática de media hora, informa el ganador de los comicios
Le propone al magnate explorar acuerdo integral de desarrollo
Generar empleo en el país, bajar la migración y mejorar la seguridad, su idea
Andrea Becerril y Alma E. Muñoz; David Brooks, corresponsal

Habrá reforma al sistema de pensiones, adelanta Urzúa

La disciplina fiscal y monetaria no variará, expresa quien será el próximo titular de la SHCP 
Continuará el régimen flotante del tipo de cambio 
Desasosiego por la intención de AMLO de desintegrar la corporación 
Para el EMP proteger al jefe del Ejecutivo es tarea de vital importacia 
Con 93.5% del conteo del PREP llevaba más de 24 millones de sufragios 
Obtuvo la mayoría en 31 de 32 entidades; sólo perdió en Guanajuato 
Logra 31 diputaciones de mayoría relativa 
Sheinbaum mantiene su contundente ventaja
Fotoportada 
Trabajadores desmantelan la sala de prensa instalada en la sede de ese partido. La cúpula priísta comenzó ayer a evaluar la estrepitosa derrota y, sobre todo, el impacto que tendrá en la reducción de su financiamiento para 2019. La desazón avivó cuando cayó en cuenta que sólo se ganó una de las 300 diputaciones de mayoría relativa. Foto E. Méndez
La alianza morenista sumará 218 diputados y 54 senadurías, sin contar los plurinominales 
El Frente será primera minoría; la coalición del PRI apenas alcanzará 12% 
Grupos de choque robaron en 1% de casillas, acusa Miguel Barbosa 
 Viniendo de Trump, su promesa de buenas relaciones con AMLO hay que ponerla en solfa. 
En su informe, el instituto pide que siga el buen manejo del gasto
Reporta que el año pasado logró un superávit de $9 mil 747 millones
Cumplir con el régimen de jubilaciones y pensiones, gran reto
Ángeles Cruz Martínez
 
Fotocontraportada
Aficionados mexicanos muestran su congoja en las tribunas tras la victoria de 2-0 de la escuadra brasileña sobre el Tri. El equipo nacional funcionó bien durante media hora, pero después el cuadro sudamericano impuso su juego y exhibió las carencias de su rival. El portero Guillemo Ochoa evitó de forma brillante una goleada. Sin aludir a Neymar, el entrenador Juan Carlos Osorio culpó al árbitro de las prolongadas interrupciones por faltas: es una vergüenza que se pierda tanto tiempo en un jugador con payasadas. Foto Afp
Derrota 3-2 a Japón


LOS PERIODISTAS

El tamaño de la victoria de Andrés Manuel López Obrador en los planos federal, estatales y municipales concentra en unas pocas manos (dos, para ser exactos) una exagerada (tal vez impensada) fuerza política que facultará a ese presidente de la República de indudable capacidad de transformación (lo cual acrecienta la responsabilidad respecto de los resultados, pues no  se podrá alegar que hubo frenos o insuficiencias institucionales), pero, al mismo tiempo, multiplicará los riesgos que entraña toda acumulación exagerada de poder en una sola persona, sobre todo en un sistema tan presidencialista como el mexicano.

La devastación del añoso follaje del árbol de las complicidades (que han dominado al país en el esquema anterior al López Obrador triunfante) está entronizando, al mismo tiempo, a una nueva clase política, la del morenismo variopinto (cargado ya de una densa lista de seguros gobernadores, senadores, diputados federales y locales y presidentes municipales), algunos de cuyos integrantes victoriosos pareciera que aún no asumen la dimensión del reto que han adquirido, merced a una generosa, desbordada e insólita votación que quiso poner punto final a un destartalado y corrupto régimen de partidos tradicionales (una condena aplastante a Enrique Peña Nieto, el PRI, el PAN y el PRD, más sus partidos satélites, y a los poderes fácticos siempre alineados a ese juego político de décadas), pero que, además –y aquí está el punto fino que deberán leer con cuidado los nuevos empoderados– es una concesión social y un mandato electoral que requiere prontas y precisas respuestas: no rollo ni justificaciones, no politiquería ni ensoñaciones. AMLO y Morena deben cumplir razonablemente con las promesas que los llevaron a adquirir la mayor cuota de poder que haya tenido político y partido alguno en México, en condiciones aceptables de competencia electoral.

Las demandas y las exigencias no son, por lo demás, desproporcionadas ni radicales, aunque en el contexto del desastre causado por Peña Nieto y el actual sistema de partidos su cumplimiento requiera de habilidad, contundencia y autenticidad. Dicho con claridad: el triunfo de AMLO es el triunfo del sistema. De un sistema urgido de mecanismos de corrección para no hundirse ni provocar un estallido social.

A fin de cuentas, por ello hay rápida aceptación de los resultados electorales por parte de las piezas fundamentales de ese sistema en riesgo: el presidente del Instituto Nacional Electoral, Lorenzo Córdova, que ofreció a los mexicanos una organización electoral sumamente deficitaria (muchas casillas no se instalaron a tiempo; muchos funcionarios electorales y representantes partidistas fueron sustituidos a última hora, habilitando como relevos a personas sin la debida capacitación); el ocupante de Los Pinos, Peña Nieto, que sin ningún pudor conectó su discurso al de Córdova para hablar, en emisión grabada, de los resultados y datos que el presidente del INE decía que apenas estaba dando a conocer en cadena nacional, y otros representantes de los poderes acechantes pero en retirada táctica: Vicente Fox, Felipe Calderón y líderes empresariales.

La llegada de una fórmula de restauración sistémica, con un López Obrador más cargado a la derecha que a la izquierda, en un centrismo de toques místicos, tiene entendimientos explícitos con la administración desfalleciente de Peña Nieto, a quien el tabasqueño agradeció su postura institucional (recurso retórico que va más allá del convencionalismo: la amnistía política como puente de plata al jefe de la máxima corrupción nacional) y, de manera sugerente, ha contado con el inmediato visto bueno de Donald Trump, cuya administración intervencionista, normalmente expresada a trompicones, jamás elaboró ni ejecutó ninguna estrategia de rechazo al tabasqueño. ¡Hasta mañana, mientras Los Pinos pelea Yucatán como único triunfo, tal estado como eventual residencia posterior de Peña Nieto!, Twitter: @julioastillero, Facebook: Julio Astillero,Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx


En la reunión inicial que tendrán hoy en Palacio Nacional los presidentes entrante, Andrés Manuel López Obrador, y saliente, Enrique Peña Nieto, hay un tema que por corrección política no será tratado: Atlacomulco. Es el municipio del estado de México donde nació Peña Nieto y, además, sede simbólica del poderoso grupo financiero y político al que dieran aliento el profesor Carlos Hank González y otros sobresalientes personajes. Sucede que ahora es territorio de Morena. En la elección del domingo, el candidato a la presidencia municipal por la coalición Juntos Haremos Historia, José Martín Téllez, derrotó al candidato del Revolucionario Institucional (PRI) y aliados, con 49.9 por ciento de los votos. Además, López Obrador también ganó en el afamado bastión priísta con 52.2 por ciento, seguido por José Antonio Meade, con 24.5 por ciento. Es una anécdota simplemente, pero sería embarazoso tocarlo en la reunión. López Obrador ha dicho que cooperará para que Peña Nieto termine su periodo sin turbulencias. Los encargados de conducir la transición son los virtuales jefe de gabinete, Alfonso Romo, y secretario de Hacienda, Carlos Urzúa. El tema financiero es central y también la designación del fiscal general.

Empresarios

¿Recuerdan los días en que el tema del nuevo aeropuerto estaba al rojo vivo? El presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Juan Pablo Castañón, aceptó reunirse con López Obrador, pero luego canceló. Ahora anda buscando una cita porque le preocupa –dice– que Morena vaya a dominar también la Cámara de Diputados. Así es. Sumando sus diputados de elección directa con los plurinominales, Morena tendrá mayoría suficiente para sacar adelante sus iniciativas, más el puñado de legisladores que están esperando la instalación de la cámara para irse a la cargada.

Disipando nubarrones

Carlos Urzúa, el virtual titular de Hacienda, realizó una llamada a primera hora de ayer a la gente de Bloomberg para reiterar que el nuevo gobierno será fiscalmente responsable. Insistió en que la nueva administración respetará estrictamente la autonomía del banco central y que continuará el régimen de tipo de cambio flotante, ya que ha demostrado funcionar a lo largo de los años. Urzúa anunció que Arturo Herrera, un ejecutivo del Banco Mundial que antes trabajó en la Secretaría de Finanzas del gobierno capitalino, se unirá al equipo de transición. Herrera y el asesor económico Gerardo Esquivel asumirán roles importantes en Hacienda.

El Innombrable

Interesante que el personaje a quien se atribuye ser el jefe de la mafia de poder, Carlos Salinas de Gortari, haya enviado a su némesis un mensaje en el que sobresale la palabra reconciliación. Tranquilo, disfrute sus millones, no tendrá que volver al exilio en Irlanda.


En el cuento de nunca acabar, los grandes contribuyentes hacen como que pagan impuestos y el SAT hace como que se los cobra, para finalmente devolver una gruesa rebanada a los corporativos de mayor dimensión.

Es el circuito perpetuo de la evasión legalizada (consolidación fiscal, impuestos diferidos, subsidios fiscales, etcétera), en el que año tras año los ejércitos de contadores, abogados y fiscalistas de los grandes corporativos privados siempre logran que la autoridad fiscal les regrese una carretada de recursos que originalmente debieron entregar al erario, si en realidad lo hicieron.

Año tras año se incrementa el monto regresado. Por ello, ahora que Carlos Urzúa (secretario de Hacienda designado por Andrés Manuel López Obrador) anuncia que se revisan algunas prácticas no muy benéficas para la nación, sería más que conveniente que pusiera el ojo en dicho círculo perpetuo, que tanto daña a las finanzas públicas.

Y para no ir muy lejos, la Auditoría Superior de la Federación, ahora con David Colmenares Páramo al frente, documenta lo que en dicha materia sucedió el año pasado (Informe del resultado de la fiscalización superior de la cuenta pública 2017, del que se toman los siguientes pasajes).

Los resultados de la fiscalización mostraron que en 2017 el Servicio de Administración Tributaria (SAT) determinó y liquidó devoluciones a los contribuyentes por 475 mil 635.1 millones de pesos, 26 por ciento más que en 2016, cuando tales devoluciones sumaron 377 mil 457 millones.

Las devoluciones correspondieron principalmente a impuesto al valor agregado (IVA), que representó 89.8 por ciento del total (casi 427 mil millones de pesos), y a impuesto sobre la renta (ISR), que significó 7.9 por ciento (37 mil 657 millones).

Se verificó que en 2017 el SAT ejerció sus facultades de comprobación conforme al Código Fiscal de la Federación sobre los grandes contribuyentes en 4 mil 248 devolucionespor un monto de 352 mil 628.4 millones de pesos.

En ese año, conforme a lo dispuesto en el Código Fiscal de la Federación, el SAT determinó y liquidó compensaciones a contribuyentes por 492 mil 795.6 millones de pesos, 20.7 por ciento más que los 408 mil 415.2 millones de 2016. Para los grandes contribuyentes, el SAT realizó 19 mil 480 compensaciones por un monto de 135 mil 640 millones, para lo cual validó las declaraciones de los contribuyentes y dictaminó la procedencia de las solicitudes. Las compensaciones se registraron principalmente en IVA, que representaron 53.9 por ciento del total, y en ISR.

En términos de lo que establece el artículo 16 de la Ley de Ingresos de la Federación 2017, y en cumplimiento de las disposiciones de la normativa específica para el otorgamiento de estímulos fiscales, en ese año el SAT registró estímulos fiscales por cerca de 53 mil millones de pesos, que representaron 1.9 por ciento de los ingresos tributarios.

En el periodo 2007-2017 los estímulos fiscales por actividad económica crecieron en promedio anual 10.6 por ciento, al pasar de 19 mil 375.5 millones de pesos en 2007 a casi 53 mil millones en el ejercicio de revisión; y la actividad económica más favorecida fue la de transportes, correos y almacenamiento, con 49.7 por ciento de estímulos fiscales totales.

El triunfo indiscutible de Andrés Manuel López Obrador abre una puerta a la movilidad social en México, la cual permaneció estancada en los pasados 40 años. Mientras entre las décadas de 1930 y 1970 del siglo pasado una parte creciente de la población mexicana pasó a formar parte de la clase media, a partir de los 80 el ascenso social se estancó, y más de 50 millones de pobres no tuvieron acceso a una mejora sustancial en su nivel de vida.

A diferencia de México, en los países desarrollados se reinició con fuerza el crecimiento económico y la movilidad social después de la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, hay que señalar que, de acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, desde principios de este siglo las personas tienen menos probabilidades que sus padres de ascender en la escalera de ingresos, problema que debilita la confianza en los países ricos.

Ahora, en México, se presenta una nueva oportunidad para avanzar, para que la gente de menores recursos supere su situación de miseria, por otra en la que tenga acceso a mayores oportunidades en educación, cultura, ingresos y consumo.

El camino a seguir del nuevo gobierno todavía no está del todo claro. ¿Debemos abrir más o proteger nuestra economía?, ¿debemos centrarnos en la autosuficiencia alimentaria o impulsar la exportación agropecuaria?, ¿debemos centrarnos en el desarrollo industrial o saltar a los servicios y a las nuevas tecnologías?, ¿debemos distribuir la riqueza ya existente o generar condiciones para producir más riqueza?


Ocurrió lo esperado, pero de manera sorpresiva y sorprendente.

Lo más sorprendente es que se instalaron casi todas las casillas y se realizó la votación en forma pacífica, en uno de los procesos electorales más violentos de la historia del país, en un país destrozado por la violencia y bajo amenazas de enorme brutalidad que se manifestaron hasta el 30 de junio.

Tardaremos en saber por qué. Es posible que sea una de las dimensiones de lo que parece un hecho: el hartazgo de amplias capas de la población se expresó yendo a votar y haciéndolo por AMLO. El mismo descontento generó gran participación ciudadana en la vigilancia y organización de las votaciones. El aparato oficial no logró los votos ni echar a perder la jornada. No quiso o no pudo.

No parecía previsto en el ritual que los candidatos perdedores aceptaran tan rápidamente su derrota. El espectáculo que ofrecieron el INE y el Presidente fueron largamente ensayados: era un guion establecido. El discurso de AMLO, sobrio y preciso, tenía los elementos que había pensado por décadas. Consolidaron así el ritual largamente preparado. Los rituales generan las creencias, no al revés.


Buenos días, país; buenos días, nación; buenos días, México. ¡Cincuenta años nos contemplan! Este salto que el país ha dado tiene su origen en 1968. Ni más ni menos. Lo que soñamos aquella generación de jóvenes en rebeldía por fin se alcanza. Quebrar más de dos siglos de una tradición despótica fincada en la opresión, el autoritarismo y la anti-democracia. La dictadura imperfecta ha llegado a su fin, y surge la posibilidad de construir una modernidad alternativa. Tardamos mucho, pero así son los procesos sociales: sus relojes caminan a un ritmo diferente a los nuestros. A diferencia de muchos patriotas que ya no lo vieron, hoy entono una canción oculta de agradecimiento a la vida. A las fuerzas que me permitieron presenciar este momento histórico. Aquella oscura noche que percibíamos durante nuestras rebeldías juveniles se fue haciendo más y más y más espesa, hasta llegar a este país devastado, que tuvo la prudencia y la paciencia de resguardar sus reservas naturales, sociales, culturales y civilizatorias. Esas sin las cuales la política digna se hace imposible. La resistencia valió la pena; una resistencia que tomó mil formas, pero que al final prendió y se expandió como un incendio venturoso. Treinta millones de votos lo certifican. ¿Cuántos mexicanos pusieron silenciosos su pequeña resistencia, sutil, cotidiana, imperceptible? Nunca lo sabremos. Pero conforme se iban apretando las condiciones terribles de estos 30 años recientes, y la de­vastadora máquina neoliberal iba dejando una estela de pobreza, destrucción, incomprensión, desesperanza y miedo, también se iban gestando los núcleos de la resistencia social. En México las batallas políticas se fueron transformando en elementales luchas por la supervivencia. La movilización que tuvo lugar hace unos días en decenas ciudades del país contra la privatización del agua es la más reciente expresión de ello.
En el calendario del poder destaca una fecha: 20 de diciembre de 2012. Ese día, en el Castillo de Chapultepec, radiantes, después de firmar el Pacto por México, se tomaron la foto los firmantes: el presidente Enrique Peña Nieto; Gustavo Madero, líder del Partido Acción Nacional; Cristina Díaz, dirigente interina del Partido Revolucionario Institucional, y Jesús Zambrano, al frente del Partido de la Revolución Democrática.
Un paso de gigante se ha dado, pero es sólo uno. Es hora de esa felicidad que entrevé libertades nunca vividas por los siempre marginados; es hora de columbrar oportunidades nunca al alcance; es hora de que las expectativas hinchen aún más el pecho colectivo del pueblo. Es hora de que las ganas de ser y de hacer crezcan sin miedo. Es hora de reír a jarana plena y júbilo desbordado; es hora de gritar ¡viva el pueblo mexicano! Es hora de que el pueblo se reconozca en su hazaña. El necio no dejó de repetir sus ideas de bien para las mayorías, pero es hora de caer en cuenta que la planta ha florecido merced a uno que no paró de asperjarla hasta que se crearon las condiciones en que, por fin, ha visto que el pueblo ha votado por el pueblo y no más por sus verdugos.
Para tirios y troyanos es difícil aceptarlo: se acabó. El régimen instaurado mediante un golpe de Estado electoral el 6 de julio de 1988 –y que se gestó en las mismas entrañas del viejo modelo del desarrollo estabilizador desde inicios de esa década– tiene las horas contadas y fecha precisa de terminación. El próximo 1º de diciembre, es decir, en menos de cinco meses, estará muerto. Algunas de sus expresiones más horribles han desaparecido ya y en las siguientes 16 semanas se extinguirán otras. La sublevación social y ciudadana que se concretó el domingo primero de julio entre las ocho de la mañana y las seis de la tarde ha liberado al país de una dictadura oprobiosa del grupo político, empresarial, mediático y delictivo que dominó durante 30 años y que operó en ese periodo un colosal programa de destrucción nacional: desmanteló políticas de Estado, hizo de la corrupción un rasgo estructural del poder público, liquidó la soberanía, destruyó la industria nacional, arruinó el campo, barrió con empresas públicas, liquidó sindicatos y comunidades, fomentó el acanallamiento de sectores sociales enteros, hizo negocios con la devastación del territorio y los recursos naturales, empujó a la delincuencia a cientos de miles y en su último tramo, en las presidencias de Calderón y de Peña Nieto, propició, por omisión o por dolo, un cuarto de millón de asesinatos, decenas de miles de de-sapariciones e incontables viudeces y orfandades.
El triunfo de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) en las elecciones del domingo marca el ingreso a una nueva etapa en el desarrollo científico y tecnológico en México. Lo que viene ahora es la exploración de una nueva ruta, aunque con un destino aún incierto al no existir una política suficientemente estructurada en esta materia en Morena, carencia que se debe en gran parte a la juventud de esta organización política. Aún así, no podría afirmarse que otros institutos políticos, a pesar de su mayor antigüedad, cuenten con programas sólidos en estas áreas, pues, por ejemplo, los partidos Revolucionario Institucional o Acción Nacional (que ya han gobernado a nivel federal) han ensayado estrategias que tienen una vida media muy corta (sexenal en el mejor de los casos), son oscilantes y han mantenido al país por décadas en el atraso y la dependencia frente al exterior.
Vehemencia es la palabra que me viene a la mente con la fuerza de la pasión cuando recuerdo a María Luisa Mendoza. La China, como la apodó su padre a causa de sus caireles, fue poseída por el fuego sagrado de su amor a la vida. Inteligente y lúcida hasta la punta de las uñas, nadie podía engañarla: adivinaba los pensamientos de los otros, desnudándolos con la mirada clarividente del auténtico escritor. Su sentido de lo irrisorio, su ironía, libre de mezquindad, le permitía reír y arrancar la risa ajena en todo momento. No se puede leer su obra sin sonreír y, a veces, sin estallar en una carcajada que se burla de la muerte. Escritura barroca en el sentido primigenio de esta palabra, el que califica a una perla auténtica, a la vez pura y rugosa. Hecha de fugas y contrapuntos, arqueada por su misma tensión, espiral de flechas que ascienden en volutas hacia la infinitud azul de la bóveda celeste. Lejos del abigarramiento simple, el laberinto de su escritura es el del enigma cuya revelación abre un nuevo enigma.


LAS NOTICIAS DE CIMAC 


Por segunda ocasión, una mujer dirigirá el gobierno de la CDMX

Cimacnoticias | Ciudad de México.- Claudia Sheinbaum Pardo es la candidata electa para gobernar la Ciudad de México, al obtener, al conteo de este día, 46.6 por ciento de la votación, con lo que se convierte en la segunda mujer en ocupar este cargo.


En 1999 Rosario Robles Berlanga ocupó de manera interina la jefatura de gobierno, tras la salida de Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano para contender por la presidencia de la República, por lo que estuvo  solamente un año en el cargo.


A 18 años de distancia, una mujer dirigirá la CDMX, Claudia Sheinbaum Pardo. Nació en 1962, es una mujer de ciencia, con doctorado en Ingeniería en Energía por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).


Fue postulada por la coalición "Juntos haremos historia" conformada por los partidos políticos de Morena, Encuentro Social y el Partido del Trabajo.


 Hazel Zamora Mendieta Cimacnoticias | Ciudad de México.- De acuerdo con los primeros resultados de la elección de este 1 de julio, el nuevo Congreso ubica con una mayoría en ambas cámaras a la coalición "Juntos Haremos Historia" integrada por Morena y sus partidos aliados, Encuentro Social (PES) y Partido del Trabajo (PT).

El Movimiento Regeneración Nacional (Morena) no solo alcanzó la mayoría de votos en la presidencia de la República, con un 53 por cierto para Andrés Manuel López Obrador –conocido como AMLO-. De acuerdo con los registros del Programa de Resultados Electoral Preliminares (PREP) su coalición también encabezaría la mayoría de escaños en la Cámara de Diputados y el Senado.


Hasta el momento con más de 72 por cierto de las actas registradas por el PREP, la coalición que abanderó a López Obrador tiene el triunfo de representación en el Senado con 48 senadurías por mayoría relativa (elección por voto directo) y cinco de primera minoría, que suman 53 escaños en total, de los cuales, la mitad, por el principio de paridad, corresponderían a mujeres.


A esta mayoría abrumadora del partido Morena le sigue la coalición "Por México Al Frente" que conformaron los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC), quienes ganarían únicamente 25 curules en el Senado, según el PREP significaría un 26 por ciento frente al 55  por ciento de lugares que alcanzó la coalición de López Obrador en el Senado. 

 Cimacnoticias | Ciudad de México.- Jefes de Estado del mundo felicitaron a Andrés Manuel López Obrador por su contundente victoria en las elecciones presidenciales, afirmando su deseo de seguir trabajando en conjunto.

Para sorpresa de algunas y algunos, el mensaje del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, fue más que positivo. Felicitó a AMLO incluso antes de que aparecieran los resultados preliminares del INE, y mencionó que ansiaba trabajar con él por el beneficio de ambos países.


El primer ministro canadiense Justin Trudeau habló de los lazos cercanos que Canadá tiene con México desde hace mucho tiempo, "reflejada en el esfuerzo de renovar el Tratado de Libre Comercio". Aparte de seguir trabajando en el ámbito económico, Trudeau hizo referencia al fomento de los Derechos Humanos y la equidad.


El presidente de Bolivia, Evo Morales Ayma, expresó sus felicitaciones a AMLO y escribió: "estamos seguros que su gobierno escribirá una nueva página en la historia de dignidad y soberanía latinoamericana". El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, opinó que "con AMLO seguiremos fortaleciendo los profundos lazos de amistad en función del bienestar de nuestros pueblos." 



lunes, julio 02, 2018

Prensa México Lunes 2 de Julio 2018

 

 REFORMA

¡Jonrón!

Como buen aficionado al beisbol, AMLO conectó un palo electoral con la casa llena y logró con Morena la Presidencia y 5 gubernaturas.


EL UNIVERSAL

Arrasa López Obrador en la elección

Andrés Manuel López Obrador llama a la reconciliación; su misión, erradicar corrupción, dice; Meade reconoce triunfo del tabasqueño


MILENIO

Reconciliación

La tercera fue la vencida. Andrés Manuel López Obrador ganó la elección presidencial y en su primer mensaje, tras darse a conocer los resultados del conteo rápido, llamó a la reconciliación de México."Agradezco a todos los que votaron por nosotros y nos han dado su confianza para encabezar este proceso de cambio verdadero. Expreso mi respeto a quienes votaron por otros partidos; lo mismo para los tres candidatos que reconocieron nuestro triunfo."Llamo a todos los mexicanos a la reconciliación y a poner por encima de los intereses personales, por legítimos que sean, el interés general. Como afirmó Vicente Guerrero: 'la patria es primero'", expresó en un mensaje a medios.Con voz entrecortada, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia reiteró que "no traicionará la confianza que han depositado en mí. Voy a gobernar con rectitud y justicia. No les fallaré porque mantengo ideales y principios, que es lo que estimo más importante en mi vida".Confesó que tiene una "ambición legítima": pasar a la historia como un buen presidente de México. "Deseo con toda mi alma poner en alto la grandeza de nuestra patria, ayudar a construir una sociedad mejor y conseguir la dicha y la felicidad de todos los mexicanos".Mientras hablaba, en las pantallas colocadas dentro de un salón del hotel Hilton, aparecía el mensaje: "Gracias, México, no les voy a fallar". En su discurso, el tabasqueño también agradeció al presidente Enrique Peña Nieto.


EXCELSIOR

Arrasó; Andrés Manuel López Obrador, presidente

Andrés Manuel López Obrador triunfó ayer en la elección presidencial de México con 53.8% de la votación, de acuerdo con el conteo rápido que dio a conocer anoche el Instituto Nacional Electoral (INE).Al concluir oficialmente el cierre de las casillas, sus principales adversarios, José Antonio Meade y Ricardo Anaya, reconocieron la victoria del aspirante de Morena y le desearon éxito.A las 23:00 horas, Lorenzo Córdova Vianello, consejero presidente del INE, emitió el mensaje que confirmaba la tendencia a favor del candidato López Obrador, e inmediatamente después, el presidente Enrique Peña Nieto lo felicitó y le ofreció su apoyo para tener una transición ordenada.En su primer discurso como virtual presidente electo, López Obrador llamó a todos los mexicanos a la reconciliación y anunció que habrá cambios profundos, pero con apego al orden legal establecido.Aseguró que habrá libertad empresarial y, en materia económica, se respetará la autonomía del Banco de México y se mantendrá disciplina financiera y fiscal.Dijo que se reconocerán los compromisos contraídos con empresas y bancos nacionales y extranjeros. Los contratos del sector energético serán revisados para prevenir actos de corrupción.En el Zócalo capitalino dijo que Alfonso Romo, Marcelo Ebrard, Olga Sánchez y Tatiana Clouthier, entre otros, se encargarán de la transición. Anunció que mañana a las 11:00 horas tendrá una primera reunión en Palacio Nacional con el presidente Peña Nieto.


SINEMBARGO

La Comisión Nacional de Hidrocarburos aplaude que AMLO revise los contratos de la Reforma Energética

Durante la campaña, Andrés Manuel López Obrador anunció que, de llegar al poder, revisaría los contratos otorgados y firmados para implementar la Reforma Energética, esto para decidir si son correctos. Hoy la Comisión Nacional de Hidrocarburos remarcó que se conduce con la "máxima transparencia" y que su "prioridad es rendir cuentas a todos los mexicanos", por lo que se mostró dispuesta a colaborar en el proceso de revisión. De acuerdo con datos de la Secretaría de Energía, en los cuatro años de la reforma energética se han firmado 107 contratos.La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) respaldó hoy la decisión del izquierdista Andrés Manuel López Obrador, ganador de la elección presidencial celebrada este domingo en México, de revisar los contratos adjudicados a partir de la Reforma Energética.En un comunicado, la institución dijo recibir "con beneplácito la decisión tomada por López Obrador", que él manifestó ayer después de que se dieran a conocer los primeros resultados electorales.Durante la campaña, el líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) defendió en múltiples ocasiones que, de llegar al poder, revisaría los contratos otorgados y firmados en el contexto de la Reforma Energética para decidir si son correctos, así como los de la construcción del nuevo aeropuerto capitalino."La CNH ha establecido la transparencia y la rendición de cuentas como base de su actuación en el marco del pleno cumplimiento a su mandato legal", señaló la institución.Asimismo, dijo celebrar que López Obrador haya dicho "que habrá estricta observancia de la ley en el proceso de revisión de los contratos adjudicados".


A cuatro años de su fundación, el partido de Andrés Manuel López Obrador (Morena) no solo ganó la Presidencia de la República, también se llevó la mayoría de escaños, tanto en la Cámara de Diputados como en la de Senadores, y el Partido Revolucionario Institucional (PRI) cayó al tercer lugar como fuerza política.Con el 68% de votos computados, el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) precisó que Morena obtuvo 219 de las 300 diputaciones federales, mientras que en el Senado ganó 24 de 32 entidades federativas.En la Presidencia, con 67% de los votos, perdió Guanajuato, refugio del Partido Acción Nacional, en tanto que el PRI encontró su último reducto en San Luis Potosí y Yucatán.Se espera que antes de lo anunciado –a las 20 horas de este lunes–, el PREP tenga computado el 100% de los votos.El gran perdedor de la contienda como partido político es el de la Revolución Democrática (PRD), que no sólo dejó ir tres gubernaturas: Morelos, Tabasco y Ciudad de México, donde arrasó Morena, sino que además se ubicó como quinta fuerza electoral, es decir, por debajo del Verde Ecologista de México (PVEM).El PRI, que perdió las gubernaturas de Yucatán y Jalisco, ganó apenas 15 diputaciones federales.Con esos resultados, la Cámara de Diputados estará conformada por 219 diputados de la alianza Morena-PT-PES, como primera fuerza, seguida de PAN-PRD-Convergencia, con 66, y PRI-PVEM-Panal con 15, lo que hace un total de 300. Falta aún la distribución de 200 diputados de representación proporcional para sumar 500.Morena obtiene así mayoría simple en la Cámara baja.En el caso del Senado de la República, hay que recordar que se compone de 128 integrantes, de los cuales 64 se eligen por mayoría relativa (dos por estado), 32 son nombrados por el principio de minoría y se asignan al partido o coalición que gana el segundo lugar en votos, y finalmente están los 32 llamados de representación proporcional, de acuerdo con las listas que cada partido entregó al Instituto Nacional Electoral (INE).En el primero de los casos, la coalición Juntos Haremos Historia ganó en 24 entidades, y sólo Morena obtuvo Hidalgo; Todos por México se hizo de cinco estados, uno Movimiento Ciudadano (Nuevo León), y uno la coalición PRI-PVEM-Panal (Yucatán).En suma, entre senadores de mayoría y de primera minoría, la alianza de Morena se lleva 55, la del PAN 28 y la del PRI 11. En total son 96 senadores, pero aún falta la distribución de 32 para reunir 128.Al momento Morena cuenta con poco más de 49% de las posiciones de la Cámara alta. Al cierre espera lograr la mayoría simple.Los distritos donde el PRI ganó son Yucatán, San Luis Potosí, dos del Estado de México, dos de Chiapas, uno de Zacatecas y uno de Coahuila.


El que José Antonio Meade haya reconocido su derrota, fue "un acto extremadamente generoso", afirmó la coordinadora de campaña de López Obrador. La coordinadora de campaña de Andrés Manuel López Obrador, Tatiana Clouthier, manifestó que está muy feliz con los resultados de la elección, aunque reprobó los actos violentos que se reportaron en estados como Puebla y Veracruz."Estamos esperando los resultados de la autoridad electoral, creo que lo que sigue es abrir un capítulo de reconciliación y de paz para lograr las transformación", afirmó en entrevista para #AristeguiEnvivo.Asimismo, lamentó los hechos violentos en el estado de Puebla e informó que su equipo estará pendiente "para proceder contra cada una de las situaciones que se han presentado".Clouthier añadió que el hecho de que José Antonio Meade haya reconocido su derrota, fue "un acto extremadamente generoso" y comprueba lo que "las encuestas de salida venían diciendo".


En participación, el récord sigue siendo de la elección presidencial de 1994. Ese año la abstención se redujo al 22.84 %.  .Andrés Manuel López Obrador obtuvo una ventaja de 30 puntos sobre el segundo lugar, una diferencia que no se había presentado desde 1982 en una elección presidencial en México. Pero ésta no fue la elección más concurrida: votaron dos de cada 3 electores, y en 1994 acudió a votar el 77%.Según los datos históricos electorales del INE, la victoria de Andrés Manuel López Obrador, respecto de su más cercano competidor, es la más amplia en 30 años. En 1982, el candidato Miguel de la Madrid (del PRI, PPS y PARM) obtuvo cuatro veces más votos que quien quedó en segundo lugar en número de votos, el panista Pablo Emilio Madero.En ese momento, el PRI logró reunir 16 millones 748 mil sufragios en la contienda por la Presidencia, contra 3 millones 700 mil del PAN, lo que representa una diferencia de más de 58 puntos porcentuales entre el primero y el segundo lugar (13 millones de votos), por lo que los resultados de la elección de 1982 aún son los que mayor ventaja del triunfador registran en la historia de las elecciones en México.La victoria de López Obrador superó a la de Ernesto Zedillo, del PRI, que en 1994 obtuvo 23% más votos que el segundo lugar, Diego Fernández de Cevallos, del PAN; e igualmente superó al priista Carlos Salinas de Gortari, que en 1988 obtuvo 19 puntos porcentuales más que Cuauhtémoc Cárdenas (sin tomar en cuenta los cuestionamientos a la integridad de dichos resultados).


El futuro canciller señaló que el equipo de López Obrador no esperará hasta el 2 de diciembre para trabajar en las políticas del nuevo gobierno, sino que ya se venía haciendo desde la campaña. El gobierno de Donald Trump trabajará desde ya con el equipo de Andrés Manuel López Obrador sobre los temas bilaterales que ocupan a ambas naciones.Héctor Vasconcelos, secretario de Asuntos Internacionales y Política Exterior de Morena, sostuvo que el trabajo de los equipos del mandatario estadounidense y el virtual presidente electo comenzará inmediatamente,  en el periodo de transición."Se acordó que equipos de ambos gobiernos estaremos trabajando de inmediato para ir llegando ya a puntos específicos sobre los temas que nos incumben (…)."Está la cuestión de una alianza para el desarrollo, que eso se mencionó a lo largo de toda la campaña; a través de esta alianza para el desarrollo se estaría contribuyendo a aminorar el tema de las migraciones, etcétera. Yo creo que el desarrollo en México contribuye a ir resolviendo todo el temario entre los dos países", afirmó Vasconcelos, quien ocupará la Secretaría de Relaciones Exteriores en el gabinete de López Obrador.Entrevistado afuera de la casa de López Obrador, donde éste recibió la llamada del presidente Donald Trump, Vasconcelos comentó cómo fue el tono de la llamada entre ambos personajes."Fue una llamada de sumo respeto por ambas partes en que se habló de todo el rango de temas que hay entre los dos países; y se acordó que muy pronto ya se seguirá conversando sobre esos temas con miras a llegar a acuerdos. Pero digamos que la atmósfera y el tono de la conversación fueron muy positivos", aseveró.


El Ejército Popular Revolucionario (EPR) y el Partido Democrático Popular Revolucionario (PDPR) condenaron el pasado proceso electoral pues, consideran, se ha asegurado "un sexenio más de reoxigenación del régimen".La organización armada considera que ninguno de los candidatos representaba los intereses del pueblo. El verdadero trasfondo de este proceso radica en la imposición del siguiente presidenciable, quien sólo se encargará de perpetuar los intereses de las minorías capitalistas y del poder oligárquico, señala en un comunicado firmado el pasado 28 de junio.Considera que para que exista una verdadera transformación dentro del país, se requiere de la voluntad del pueblo y no de lo dispuesto por las instituciones, las cuales se encuentran supeditadas a los que ellos llaman "democracia burguesa".De esta forma, la organización lanza un llamado a los mexicanos a no fincar sus esperanzas en el proceso electoral, sino a colaborar para construir el poder político del pueblo, para evitar dar continuidad al régimen actual.Por considerarlo del interés de los lectores, Contralínea reproduce el comunicado íntegro.AL PUEBLO DE MÉXICO.A LOS PUEBLOS DEL MUNDO.A LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN NACIONALES E INTERNACIONALES.A LOS ORGANISMOS NO GUBERNAMENTALES DEFENSORES DE LOS DERECHOS HUMANOS.A LAS ORGANIZACIONES POPULARES Y REVOLUCIONARIAS.¡HERMANAS, HERMANOS, CAMARADAS!.El proceso electoral en curso para relevar la junta administrativa de la burguesía está en su fase culminante, los estridentes golpeteos mediáticos de politicastros de todo signo partidista y las contradicciones no antagónicas entre los aspirantes a la silla presidencial se han guardado en los subterfugios de la "democracia", para pasar de la diatriba a la "reconciliación", he ahí la farsa y trampa de la democracia burguesa, que más allá de los matices que pueda adquirir cada seis años, su esencia radica en la legitimación del régimen y la dictadura del capital.Desde el poder oligárquico ya se han establecido los mecanismos de sujeción para salvaguardar sus intereses y perpetuar la dictadura del capital, un sexenio más de reoxigenación del régimen está en marcha, de tal manera que a quien impongan le dé continuidad a los planes y programas que demanda la lógica del desarrollo capitalista, donde la explotación económica y la opresión política no se erradicarán, por el contrario, se profundizan, o en el mejor de los  casos, sólo se maquillarán para perfeccionar los mecanismos de expoliación.El problema que origina la desigualdad económica e iniquidad social no es la corrupción, son las relaciones de producción capitalista, la corrupción es inherente a este régimen y mientras prevalezca, persistirá la podredumbre. Falso que el combate a la corrupción genere un cambio radical. La explotación y opresión del pueblo nunca terminará dentro de una república capitalista, cualquiera que sea la forma de su democracia burguesa.La inconformidad social y el hartazgo popular se debe a la rapacidad del régimen imperante que por décadas ha apretado las cadenas de la opresión política y explotación económica. 


LA JORNADA 

Mantendrá la disciplina financiera y fiscal para dar confianza a los mercados
Erradicar la corrupción será la misión principal de mi gobierno
Destaca la amplia participación de los ciudadanos en la votación
Meade y Anaya le desean el mayor éxito al tabasqueño
En acto inédito tras el cierre de casillas, admiten el triunfo de su rival
Mandatarios de AL y de Canadá se suman a los saludos por la contundente victoria
Pone fin a 21 años de gobiernos del PRD
Fotoportada
En su primer discurso, luego de que la autoridad electoral reconoció que las tendencias le favorecían en la contienda, Andrés Manuel López Obrador formuló un reconocimiento al presidente Enrique Peña Nieto e informó que el próximo martes se reunirán en Palacio Nacional para comenzar el proceso de transición. Más tarde, en un acto en el Zócalo, repleto de simpatizantes, recalcó que el país inicia una nueva etapa de transformación y que encabezará un gobierno del pueblo, para el pueblo y con el pueblo. Foto Carlos Ramos Mamahua 
 Lo que hizo está al alcance de muy pocos, pero ahora viene lo más difícil y complejo: gobernar. 
En la lucha por gubernaturas aventajaba en cuatro
A medianoche tenía delantera en 23 senadurías y 185 diputaciones
Distante, la coalición del PAN se coloca como segunda fuerza
El PRI y sus aliados se enfilan hacia una debacle estrepitosa
De acuerdo con el PREP, el nivel de participación está por arriba de 60%
Veracruz, Morelos, Chiapas y Tabasco serían morenistas
El blanquiazul llevaba delantera en Guanajuato, Yucatán y Puebla
Fotocontraportada
agencias
La selección anfitriona abraza a su portero, Igor Akinféev, tras desviar uno de los dos tiros de pena máxima fallados por la escuadra ibérica, la cual pagó caro su falta de audacia; el marcador global quedó en 5-4. Mientras, Croacia logró el boleto a cuartos de final al vencer 3-2 a Dinamarca en dramática serie de penales, en la que se fallaron cinco. El tiempo reglamentario concluyó también con empate a uno. Foto Ap

LOS PERIODISTAS

El sólido apunte inicial que anoche mostraba un triunfo presidencial de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) significa el mayor revés histórico a un sistema empecinado en sostener la corrupción, la criminalidad y la desigualdad como sus pilares. Al mismo tiempo, es un vigoroso soplo de esperanza para millones de mexicanos, sobre todo jóvenes, que demandan un vigoroso cambio de rumbo en el país. El nivel de participación en los comicios subraya la urgencia y la densidad del mandato entregado sobre todo al tabasqueño, en cuanto timonel de un proyecto que va a significar la recomposición del mosaico político nacional (sobre todo en cuanto a partidos políticos, que están en crisis salvo el ahora dominante) y la redefinición de los ámbitos de acción y de ganancia de las élites políticas y económicas.

La trascendencia de lo sucedido ayer habrá de irse confrontando con la realidad. Por hoy vale expresar la importancia de que, a pesar de acechanzas estructurales, ataques criminales y abusos propagandísticos, la voluntad ciudadana haya aparecido como arrollador motor de cambio.

A la hora de cerrar esta columna todo indicaba que, cuando menos en cuatro entidades, Morena habría crecido tanto que estaría apuntada para quedarse con las gubernaturas de Chiapas, Morelos, Tabasco y Ciudad de México, que serían los nuevos sitios de hegemonía lopezobradorista, aunque con características distintas en cada entidad, diversidad que debe ser analizada más allá de la euforia inmediata de los triunfos electorales. Y, además, dos gubernaturas en litigio, con un evidente desarrollo de Morena: Puebla y Veracruz.

En Ciudad de México queda Claudia Sheinbaum como derivación inequívoca de la base social del ex jefe de gobierno, que ahora tendrá con la científica universitaria una continuidad política como no la tuvo con Marcelo Ebrard, cuyo peso político le hizo también buscar caminos propios, y mucho menos Miguel Ángel Mancera, el gran villano de la izquierda capitalina. Sheinbaum forma parte del primer círculo de López Obrador y, a pesar de su talante político reservado, incluso frío, está prefigurada para formar parte de la baraja sucesoria de Morena para 2024.

Por otra parte, a reserva de que se precisen triunfos o derrotas de los siguientes candidatos, conviene revisar su posicionamiento político y grupal: Cuitláhuac García es otra pieza del lopezobradorismo con acento de izquierda. Es una de las figuras descubiertas por el partido de la regeneración nacional y, aun cuando los Yunes panistas seguirán peleando por acreditarse un triunfo en las urnas o en la mesa, está habilitado García para desarrollar una carrera política fuerte al mando de Veracruz.

Miguel Ángel Barbosa, Rutilio Escandón y Cuauhtémoc Blanco representan corrientes, estilos y proyectos distintos. El poblano ha librado una cerrada pelea con la esposa de Rafael Moreno Valle y es probable que justamente a causa de sus limitaciones y distorsiones políticas el reciente ex perredista no logró arrollar a su adversaria como sí lo hicieron otros aspirantes que utilizaron la marca López Obrador. De ganar esa gubernatura, Barbosa sería el más perredista de los gobernadores lopezobradorista, con riesgo cantado de reproducir el estilo de los Chuchos, de los que formó parte y luego se distanció.

Rutilio Escandón, por su parte, significa el triunfo del gobernador Verde Manuel Velasco, quien se fundió con Morena en un abrazo electoral de beneficio para AMLO en lo nacional y del velasquismo en lo local. Cuauhtémoc Blanco es otro viajero de oportunidad, que conjuró las pretensiones dinásticas del gobernador saliente Graco Ramírez, impulsor de su hijo Rodrigo Gayosso como aspirante a la sucesión, pero que pareciera predestinado a practicar la cuauhtemiña al proyecto morenista en cuanto el ex jugador profesional de futbol encuentre mejores alternativas personales y grupales., Twitter: @julioastillero, Facebook: Julio Astillero, Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx


Las encuestas de salida de TvAzteca y Televisa daban anoche un claro triunfo al candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador. Creó la imagen de un cambio en la mente de los mexicanos. Ahora deberá hacerla realidad. Anoche dijo Tatiana Clouthier que lo que sigue es la reconciliación. El candidato José Antonio Meade reconoció anoche mismo su triunfo, en un gesto que lo enaltece.

Wall Street anticipó la victoria

Aun cuando los opositores intentaron crear la imagen de un AMLO en contradicción con el sector privado, Wall Street anticipaba su triunfo. Se encuentra a la expectativa de sus primeras decisiones. Enseguida hablan tres de las principales instituciones financieras internacionales.

Credit Suisse

Una nueva era probablemente comenzará la próxima semana en México, si Andrés Manuel López Obrador (AMLO) gana las elecciones presidenciales, que las encuestas sugieren que así será. Una victoria de AMLO hasta 20 puntos porcentuales por delante del segundo lugar es nuestro escenario central. También creemos que tendrá el control de ambas cámaras del Congreso gracias a la alianza de su partido (Morena) con PT y Encuentro Social en las elecciones legislativas del domingo, pero no lo suficiente como para cambiar la Constitución del país (necesitaría dos tercios en cada casa, más la mayoría de los congresos locales de México para hacerlo). Proyectamos que Morena, PT y PES votarán juntos en el Congreso sobre la mayoría de los asuntos, al menos al principio, y que en muchas ocasiones es probable que se les unan miembros del Congreso de otros partidos de la oposición, especialmente PRD y PRI. Esto probablemente convertirá a AMLO en el presidente con el mandato más fuerte en más de dos décadas, con controles y equilibrios bastante limitados y con una aversión explícita al modelo económico neoliberal de las últimas décadas. Una nueva era, de hecho. Sólo el tiempo dirá lo que una victoria aplastante probable de AMLO traerá a México durante su mandato presidencial de seis años.

Bank of America/Merryl Lynch

El presidente Enrique Peña finaliza su administración con niveles de aprobación históricamente bajos, lo que sugiere que a los mexicanos les gustaría ver un partido diferente en la Presidencia. La caída en la aprobación presidencial coincidió con la depreciación del peso, un aumento de la inseguridad y un aumento de la corrupción, o al menos la percepción de corrupción. México ocupa el lugar 135 de 180 naciones en el Índice de Percepción de la Corrupción 2017 de Transparency International, cayendo 30 lugares durante la administración actual.

Citibank

Nuestro escenario central es una victoria relajada para AMLO. Mantiene una cómoda ventaja con 51 por ciento de la intención del voto, aunque los resultados finales podrían ser más estrictos. Morena también tomará un primer puesto minoritario en ambas cámaras del Congreso (tal vez incluso una mayoría) y probablemente gane entre cuatro y seis de las nueve gubernaturas en disputa. Nosotros, junto con el mercado, esperamos que AMLO elija ser conciliador en su discurso de victoria y no malgastar la buena voluntad que tendrá al principio.

El gabinete de AMLO

Jefe de Gabinete, Alfonso Romo.
Gobernación, Olga Sánchez Cordero.
Cancillería, Héctor Vasconcelos.
Economía, Graciela Márquez Colín.
Hacienda, Carlos Urzúa.
Energía, Norma Rocío Nahle.
SAGARPA, Víctor Villalobos.
Trabajo, Luisa María Alcalde.
Educación, Esteban Moctezuma.
Cultura, Alejandra Fausto Guerrero.
SCT, Javier Jiménez Espriú.
Medio Ambiente, Josefa González.
Turismo, Miguel Torruco Márquez.
SFP, Irma Eréndira Sandoval.
Salud, Jorge Alcocer Varela.
Sedesol, María Luisa Albores.
Desarrollo Agrario, Román G. Meyer Falcón.
Negociador del TLCAN, Jesús Seade.


Tengo días intentando escribir esta columneta. La empiezo y luego de unos cuantos renglones la leo y me desespero, me enfurezco: no logro definir qué quiero decir ni cómo hacerlo. Me he propuesto escribir la crónica de las recientes campañas electorales y mencionar los increíbles gafes, errores, irresponsabilidades, obcecaciones, limitaciones, excesos y carencias de los candidatos y sus inconmensurables ridículos, el primero de los cuales –adelanto– fue la equívoca cuantificación de beneficios que les representaba la suma de la fauna más desacreditada de la llamada clase política ¿Puede una persona sencilla, un ciudadano medianamente informado, sin militancia formal en partido alguno pero con referencias sobre quiénes han sido Javier Lozano, Manuel de Jesús Espino, Jorge Castañeda, Xóchitl Gálvez, Purificación Carpinteyro, Gabriela Cuevas, Germán Martínez, Carlos Alazraki, Alejandra Sota o Agustín Basave, sentirse motivado para afiliarse a un partido o comprometerse con una candidatura a la que éstos se incorporaron descarada, cínica y convenencieramente al 15 para las 12?

Pero para tratar este tema tenemos mucho tiempo. Por ahora les comparto unos calambres, pálpitos y taquicardias que experimenté durante la tarde/noche del miércoles pasado.

Yo, como todos ustedes, he cantado el Himno Nacional cientos de veces en la vida: desde el jardín de niños, los Boy Scouts o las Vanguardias (pubertos de la Acción Católica Juvenil Mexicana), hasta con las miles de familias que integraron la heroica Caravana Minera de los años 50. Luego con Othón, casi a diario, en los patios de la SEP. En las vías de la estación de Buenavista o en la Arena Coliseo, con Demetrio y, por supuesto, con Rafael Galván y sus indómitos trabajadores electricistas. Lo he cantado con Cuauhtémoc, durante el despojo, y con Andrés frente al desafuero. También en cientos de actos cívicos, ceremonias oficiales, escolares, deportivas. Lo he desentonado en el país o en el extranjero y, lo que es peor, por culpa de una de mis abuelas reciclables yo, hasta hace muy pocos sexenios, era de los escasos ciudadanos que se sabía las 10 estrofas y el estribillo del original. Pues diga lo que diga el director, pero el himno tiene 10 estrofas, y tú te las aprendes, me espetaba Cata (la abuela 3, que era maestra de música).

Alexandria Ocasio-Cortez es un nombre que los electores estadunidenses escucharán cada vez con más frecuencia en los próximos años. Ella será la candidata demócrata en las elecciones de noviembre por el distrito que durante 20 años ha ostentado un veterano político de ese partido y el número cuatro en la jerarquía demócrata en la cámara baja. Alexandria es una joven latina de 28 años, y en esta, que es su primera campaña, declaró abiertamente ser socialista. Esto último fue de lo más sorprendente, incluido el liderazgo demócrata que no es partidario de que sus candidatos declaren abiertamente su filiación socialista en un país donde esa característica aún es tabú. En entrevista dijo que en EU la salud, la educación y un salario digno son instituciones de un profundo contenido social, y para todo fin práctico son socialistas. Esas son las instituciones que ella continuará apoyando desde el Congreso, y quien por ignorancia o ideología no lo entiende, o no lo quiere admitir, se niega a reconocer el beneficio que para la mayor parte de la sociedad han significado. El giro que representa su triunfo tiene implicaciones, no sólo por la victoria misma, sino por lo que algo similar pudiera estar sucediendo en otros confines de Estados Unidos. Por lo visto, Bernie Sanders ha marcado el rumbo de muchos afiliados del Partido Demócrata, quienes han visto cómo, a partir de los años 70, se han erosionado los preceptos que marcaron su inclinación y apoyo a las causas sociales.
Grosso modo, y en el mejor de los escenarios, en la elección 2018 cada voto habría costado 319 pesos, siempre y cuando sufragara el total de inscritos en la lista nominal aprobada por el Instituto Nacional Electoral (INE). Sin embargo, ese sería el panorama ideal, porque si bien la participación ciudadana en las elecciones presidenciales suele ser mayor a las intermedias, en el caso de los comicios de ayer se calcula un abstencionismo de entre 30 y 35 por ciento, de tal suerte que a menor participación efectiva mayor el costo por sufragio.

El padrón electoral reconocido por el INE suma, en números cerrados, 89 millones 840 mil ciudadanos, mientras la lista nominal asciende a 87 millones 840 mil. Esta última es la que incluye a aquellos mexicanos con credencial vigente en mano y con derecho a sufragar.

Si se considera íntegramente el presupuesto público autorizado al aparato (INE, Tribunal Electoral, Fepade y partidos políticos, es decir, alrededor de 28 mil millones de pesos) y con base en la última cifra citada, el costo por voto sería –como se cita al principio– de 319 pesos con una participación ciudadana de 100 por ciento, pero si se consideran los pronósticos de abstención (30-35 por ciento), ese monto podría elevarse a entre 455 y 490 pesos por sufragio emitido, lo que ubica a los comicios mexicanos entre los más onerosos del mundo.

Con 30 por ciento de abstención (aunque, al igual que en comicios previos, la autoridad electoral pronostica una votación copiosa), se habrían emitido cerca de 61 millones 500 mil votos, y con 35 por ciento de abstención ese monto se reduciría a 57 millones 100 mil. Así, independientemente del costo político (millones de mexicanos habrían perdido la oportunidad de decidir sobre el rumbo del país), el económico se incrementaría aún más.

En números cerrados, en las elecciones presidenciales del año 2000 el abstencionismo fue de 36 por ciento; en las de 2006 de 42 por ciento y en las de 2012 de 34 por ciento. Tales proporciones aumentaron considerablemente el costo por sufragio, independientemente del espantoso resultado para el país por los (oficialmente) ganadores de los respectivos procesos.

De acuerdo con el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP) de la Cámara de Diputados, tan sólo las cuatro elecciones del nuevo siglo (2000, 2006, 2012 y 2018) costaron a los mexicanos alrededor de 215 mil millones de pesos (a escala federal; faltan los presupuestos estatales), es decir, los recursos del erario canalizados al aparato electoral (INE, Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales y partidos políticos).

Así, la democracia a la mexicana resulta doblemente onerosa: por el elevadísimo cuan creciente costo económico que implica y por la ostentosa falta de resultados de quienes resultaron oficialmente ganadores de los distintos cargos en los citados procesos electorales. En esas dos vertientes, la deuda de la clase política con los mexicanos es ya incalculable.

No hay que olvidar que, tras los cambios a la ley respectiva, en 1997 la promesa oficial fue que se financiaba a los partidos políticos con recursos públicos para que la democracia rinda frutos en el corto plazo. Obvio es que no fue así. Fue sólo una de miles de promesas incumplidas por la clase política, porque dos décadas después el balance resulta desastroso: partidos que se transformaron en voraces empresas privadas que recibieron cerca de 70 mil millones de pesos en el periodo (para el PRI, PAN y PRD más de la mitad de ellos), sólo para patear a los ciudadanos y a la democracia, a estas alturas ostentosamente fallida y onerosa.

En su informe sobre las Finanzas Públicas al 1er trimestre 2018, la Secretaría de Hacienda expone un fuerte deterioro del balance fiscal (público) en este inicio de año al registrar un déficit de -92 mil millones de pesos ante un superávit de 309 mil millones en el primer trimestre de 2017 (Gráfico 1).

El déficit fiscal de este año es resultante de un déficit presupuestario de -114 mil millones y un superávit en los organismos bajo control presupuestario indirecto de 22 mil millones.

El déficit presupuestario, a su vez, es el resultado de ingresos por 1.261 billones y gastos por 1.375 billones.

El balance fiscal primario – que excluye el costo financiero de la deuda (intereses básicamente) – fue positivo en 42 mil m.

Los ingresos presupuestarios

El monto captado en el primer trimestre (1.261 billones) fue -18.9% inferior en términos reales (sin inflación) al equivalente de 2017. De este total, 230 mil millones (18.2%) fueron ingresos petroleros y 1.031 billones (81.8%) no petroleros (Gráfico 2)

En el período 2017-1 a 2018-1 los ingresos petroleros aumentaron 8.6% mientras que los no petroleros bajaron -23.3%, debido a que en 2017 el Banco de México transfirió 322 mil millones a Hacienda de su remanente de operación, registrados en ingresos no tributarios.

Platicando sobre la persecución de inmigrantes indocumentados, la separación de sus hijos para colocarlos en jaulas y otras atrocidades oficiales con Kevin, un afroestadunidense que trabaja de portero en un edificio de Nueva York y que es de las personas más informadas de este país, concluye: antes era la J, ahora es la M.

Se refería a cuando los nazis colocaban la letra J en la ropa, en las puertas de casas o negocios de judíos para identificarlos y finalmente detenerlos, separando familias y enviándolos a campos de concentración. La M, obviamente, son los perseguidos de los que platicábamos: los migrantes.

De hecho, las comparaciones entre los nazis y otros regímenes fascistas del siglo pasado con el estadunidense actual es cada vez más frecuente. Yo fui separado de mis padres por los nazis cuando mi familia fue enviada y aniquilada en un campo de concentración. No permitiré que se repita aquí ahora, decía una pancarta cargada por un hombre en una de las manifestaciones contra las políticas de separación y encarcelamiento de familias inmigrantes que se realizaron por todo el país el sábado.

Por ahora, un Trump en la Casa Blanca no implica que este país de inmigrantes se haya vuelto antimigrante, y aún no ha logrado convencer a las mayorías. Según el Centro Pew, siete de cada 10 estadunidenses simpatizan con inmigrantes indocumentados; mayorías no se oponen a darles una ruta a la legalización, no creen que los inmigrantes cometan más delitos serios que quienes son ciudadanos, no les molesta que hablen otro idioma y no creen que se roben las chambas de los estadunidenses.

Prometedoras, no realistas, fueron las propuestas de los tres candidatos –los dos colados por el Instituto Nacional Electoral para distraer y dividir, no cuentan– a la Presidencia de la República; no obstante la deteriorada salud del grueso de la población mexicana. Desde el peregrino médico en casa, con fármacos y enfermera incluidas, cuando en los centros de salud éstos son insuficientes, hasta desaparecer el seguro de gastos médicos mayores a los cumplidos funcionarios y mandarlos al Issste. La realidad ubicará al elegido.

Un lector señala que sólo hay cuatro muertes: natural, accidental, suicidio y homicidio (NASH), y le digo que, como en todo, también en esto hay variables: la que llamas natural puede volverse antinatural y desalmada si el sujeto implora terminar con una agonía dolorosa e indeseada, pero los valores, la familia, la industria de la salud y la religión al uso, le niegan el derecho a una muerte digna. Se llama distanasia o prolongación innecesaria de lo que alguna vez fue vida y hoy es sólo fiambre. Cosa muy diferente e incuestionable es que el o la paciente esté convencido de que la vida es sagrada y que sólo Dios la da y la quita, reduciéndonos a conejillos de su divino voluntarismo.



La elección presidencial de ayer es extraordinaria por donde se le vea y en muchas dimensiones marca un punto de inflexión en la historia de México y de América Latina. Representa el triunfo de un proyecto transformador en lo político, lo social, lo económico y lo ético que se propuso conquistar  el poder presidencial por la vía pacífica y democrática; asimismo, el triunfo de Andrés Manuel López Obrador, de su partido, el Movimiento Regeneración Nacional (Morena), y de su coalición Juntos Haremos Historia, integrada además por los partidos del Trabajo y Encuentro Social, marca el fin de un ciclo de gobiernos que empezó en 1988 y llevó al país por un camino de desarrollo supeditado a la economía de Estados Unidos, a una dramática concentración de la riqueza, al crecimiento desmedido de la pobreza, al quiebre del estado de derecho en diversas regiones, a una alarmante corrupción y a asimetrías sociales que terminaron por generar una crisis de inseguridad y violencia, exasperación ciudadana y pronunciado deterioro institucional.

¡Por fin ganó México!

El futuro está aquí. Todos salimos a defender nuestro México, porque nosotros lo hicimos y nos pertenece.

Este 2018 México ha experimentado una singular paradoja: mientras amplios sectores sociales reclaman y comienzan a asumir una condición democrática basada en el diálogo y el respeto, los principales actores políticos –el gobierno y los partidos– se han batido, por decir lo menos, en un duelo a navajazos.
No es momento para triunfalismos. La victoria ciudadana en las urnas con Andrés Manuel López Obrador es apenas el primer paso hacia la transformación de la República. La llegada de un hombre honesto y digno a la Presidencia de la República implicará un cambio radical en las altas esferas del poder y un nuevo contexto para el florecimiento de la sociedad civil. Sin embargo, el futuro de México no dependerá de lo que haga o deje de hacer un solo hombre, sino de las acciones de cada uno de nosotros.
Ayer, primero de julio, millones de mexicanos salieron a votar, y si no hubo un fraude de Estado monumental, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) será el próximo presidente de la República. De no ocurrir nada extraordinario en el periodo de transición, el primero de diciembre próximo AMLO deberá asumir el gobierno. Pero en ese lapso, y aún más allá del mediano plazo, el poder seguirá estando en manos de la clase capitalista ­trasnacional.
Bajo el emblema Volkswagen se cobijan 12 marcas de vehículos y 120 complejos industriales que los  producen en diversos países. Es la mayor fabricante de coches del mundo. Sin embargo, sus maneras de burlar la ley están a la orden del día. El pasado mayo, por ejemplo, la justicia de Estados Unidos citó a declarar a Hebert Diess, presidente de la multinacional, a fin de conocer todo lo que sabe sobre la manipuilación de pruebas anticontaminantes en varios modelos de coches de esa empresa y que fueron vendidos en el vecino país. Un mes después, en Alemania, otra investigación sobre el mismo tema llevó a la detención de Rupert Stadler, director de Audi, una de las marcas de la trasnacional. Es el primer gran ejecutivo del grupo Volkswagen enviado temporalmente a prisión bajo el cargo de estar supuestamente implicado en el que en todo el mundo se conoce como el dieselgate: manipular motores para camuflar emisiones de gases contaminantes.
La reforma fiscal instrumentada por el gobierno que está por terminar consiguió el objetivo de elevar la recaudación impositiva. No consiguió, sin embargo, elevar, como ofreció, la productividad global y el ritmo del crecimiento económico.
Decir que "los intelectuales tal o cual" implica ciertas dosis de generalización. Se trata de una categoría social con bordes imprecisos y demografía limitada, que no obstante, o por eso mismo, goza de un prestigio inmanente, promovido sobre todo por los intelectuales mismos; al menos aquellos que gustan de las mieles y oportunidades del poder y las han sabido aprovechar. Obra en su favor que lo antintelectual es políticamente incorrecto, irracional. Su público apechuga, se los traga, les concede 15 o 20 minutos de fama, cinco sexenios de privilegio, compra en Sanborns y los aeropuertos los ejemplares de sus libros y revistas que no compra el gobierno.


LAS NOTICIAS DE CIMAC



Pronto serán las elecciones ¿Y la salud de las mujeres?

Daniela Díaz Echeverría*, David Meléndez Navarro** y Cirenia Celestino Ortega*** Cimacnoticias | Ciudad de México.- Este domingo se llevará a cabo el proceso electoral más grande de México. Aunque la paridad electoral, ganada por el movimiento de mujeres, hizo posible que las mujeres contiendan por un cargo público como nunca antes, incluso son las primeras opciones como medida afirmativa, en el discurso político se desdibujó a la población de mayor importancia en el contexto electoral: las votantes.

No es nuevo que las mujeres figuramos como beneficiarias de programas de asistencia social y desde un enfoque estereotipado y sexista, "que las mujeres trabajen menos para que disfruten de su familia… si la mamá está más tiempo con sus hijos se va a dar cuenta en qué andan metidos…" o  "desearle a la selección -mexicana de futbol- la mejor de las suertes", fueron algunos de los comentarios emitidos por los candidatos presidenciables en el tercer debate cuando se les preguntó sobre una propuesta integral para la igualdad de oportunidades para las mujeres.


Por si fuera poco, la salud de las mujeres no figuró y, tan solo en aborto, los candidatos alcanzaron a hacer respuestas breves obligados por estudiantes del Tecnológico de Monterrey en abril de 2018. Ante la palabra Aborto, los presidenciables respondieron: "Consulta", "Vida"; "Ley": y "La mujer decide".


¿Cuál será la política pública en materia de derechos sexuales y reproductivos que implementarían en caso de ganar la elección? ¿Qué presupuesto se destinará para que el derecho a la salud y la atención de calidad sean una realidad para todas las mexicanas?, ¿Cómo garantizarán la atención intercultural y especializada para mujeres indígenas, en situación de migración, para las que viven con VIH, las jóvenes, las afrodescendientes? Son preguntas que a los candidatos no les interesó responder.


Amenazan y agreden a colaboradora de Fondo MARIA en redes sociales

Sonia Gerth Cimacnoticias | Ciudad de México.- La organización Fondo MARIA, que trabaja por los derechos reproductivos de las mujeres, ha recibido una ola de amenazas a través de redes sociales esta semana, con agresiones fuertes de parte de personas "pro vida".

En entrevista con Cimacnoticias, la directora de la organización civil Balance,  Oriana López Uribe, relató que estas surgieron cuando a inicios de la semana, una vocera de Fondo MARIA dio una entrevista para un programa de TV donde el tema fue el aborto, y en donde participaron otras personas que están en contra.


Cuando el director de la organización conservadora Provida, Jorge Serrano Limón - acusado de solicitar, tramitar, manejar y usar recursos públicos federales "que aplicó a fines distintos de aquellos que justificaban su otorgamiento en virtud de haber presentado documentos falsos, facturas anteriores a la entrega de los recursos, así como gastos ajenos al programa de ayuda para la mujer", por lo que enfrentó un juicio que lo inhabilitó por 15 años- insinuó que las mujeres que interrumpen su embarazo podrían tener secuelas mentales, la vocera de Fondo MARIA desmintió tal aseveración y contó que ella misma había interrumpido embarazos y que le iba bien.


Fue cuando Serrano Limón la acusó de "incitar a mujeres de abortar." El ambiente se mantuvo hostil hasta después de la transmisión, cuando el mismo hombre acosó física y verbalmente a su colega, narró López Uribe. A partir de ese punto, se agravaron los ataques en internet.


 Ámbar Barrera* Cimacnoticias | Puebla, Pue .- Aunque la juventud podría tener mayor incidencia en el voto, pues representa un mayor porcentaje en la lista nominal, también es la población que más se abstiene de participar en las elecciones.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la juventud abarca desde los 15 hasta los 29 años, y las personas de 18 a 29 años representan 31 por ciento del total de la lista nominal, es decir, un millón 400 mil 61 jóvenes.


En Puebla, el rango de edad con mayor representación en la lista nominal de 2018 es el de 20 a 24 años con 13.57 por ciento y el de 25 a 29 años con 13.08 por ciento, según cifras del Instituto Nacional Electoral (INE).


Sin embargo, de acuerdo con cifras del Estudio Muestral de Participación Ciudadana, en la elección de diputados federales de 2015, hecho por el INE, el mayor porcentaje de abstención se dio en los rangos de edad de 19-34 años junto con el de 85 años en adelante, grupos que representan casi 41 por ciento de la lista nominal a nivel nacional.


Guadalupe Cruz Jaimes Cimacnoticias | Ciudad de México.- Esta madrugada falleció en la Ciudad de México, María Luisa "La China" Mendoza, considerada una de las escritoras mexicanas más sobresalientes del siglo pasado, poseedora de un estilo peculiar que dio forma a cinco novelas, un libro de cuentos, biografías, reportajes y múltiples publicaciones.

Era amante de las letras, se inició en el periodismo, incursionando de manera destacada en géneros como la entrevista y el reportaje, por los que obtuvo el Premio Nacional de Periodismo más de una vez.


La ferviente escritora nació el 17 de mayo de 1930 en Guanajuato, Guanajuato. Estudió Letras Hispánicas en la UNAM, Decoración de Interiores en la Universidad Femenina de México, Escenografía en la escuela teatral del INBA. A finales de la década de los sesenta obtuvo la beca del Centro Mexicano de Escritores.


"La China" Mendoza mantuvo una carrera versátil apegada a la literatura; escribió para programas de televisión, programas políticos, prólogos, conferencias y numerosas presentaciones de libros.


La heterosexualidad no mata, es el poder patriarcal 

Argentina Casanova* Cimacnoticias | Campeche, Cam.- No, no es la heterosexualidad la que nos mata a las mujeres. Ojalá fuera tan fácil como suprimir o modificar una identidad genérica y/o una orientación sexual y con eso se acabó el feminicidio y la violencia de género. Creerlo solo demuestra el desconocimiento de las imbricaciones en el ejercicio del poder y el control como causa de la violencia cuyo fin último es la dominación.

Hace unos días se hizo viral una publicación en la que se afirmaba que la heterosexualidad ponía en riesgo la vida de las mujeres, lo cierto es que existen muchas y suficientes razones lógicas para derribar ese argumento que claramente tienen un sesgo de violencia discursiva al pretender imponer una identidad sexual como la solución a la violencia de género.


Es fácil tomar el argumento y difundirlo para, desde una postura doctrinal y apologética se pretenda hacer de una identidad sexual una suerte de credo que nos dé todas las libertades, lo que se pretende es tan absurdo y la razón es que la identidad sexual -como se ha dicho hasta el cansancio- no se elige sino que es una característica inherente a la persona y que no puede ni debe intentar cambiar para favorecer la aprobación que el entorno y contexto tiene de ella.


Aún así, las personas morenas escuchamos todo el tiempo expresiones tales como "para hacer lucir tu piel más clara", "ese color de ropa te hace lucir más blanca", y situaciones que forzosamente pretenden desde una lógica colonialista y blanqueadora, asumir que las personas de piel oscura deberíamos intentar ser más blancas para tener una mejor posición social. Algo así el pretender que se abandone la heterosexualidad para garantizarnos la vida.